12 marzo 2007

Anesvad, en el punto de mira

La financiación de las oenegés siempre ha suscitado muchas dudas entre sus detractores. Parecen no entender que una ong no es un conjunto de voluntarios que dedican su tiempo y su dinero a ayudar a los demás, sino una empresa cuyo trabajo es ayudar a los demás. Es muy distinto. Al ser una empresa, aunque se cuenta con el voluntariado, la labor principal es remunerada. A mí me parece un buen sistema. Ya que la caridad y la filantropía están en sus últimos estertores, profesionalizarlas me parece estupendo. No oigo que nadie critique ni cuestione con tanta dureza a las fundaciones de los grandes bancos, por ejemplo, ni a la obra social de las cajas de ahorros. Como en cualquier empresa, en las oenegés también hay indeseables. José Luis Gamarra, presidente de Anesvad, ha sido acusado de un delito de apropiación indebida de fondos y ayer por la noche fue encarcelado (inciso, nadie "ingresa" en prisión, como gusta tanto a nuestros periodistas ilustrar sus crónicas, se "ingresa" en el hospital, no en la cárcel). Quizá Anesvad no es el mejor ejemplo de organización no gubernamental, ya hace dos años depuraron a dos directivos y siempre se les ha acusado de poca trasparencia en su gestión. Pero lo que no me gustaría es que casos como este pusiesen en tela de juicio a todas las organizaciones que trabajan a lo largo y ancho del planeta ayudando a los demás. El ser humano es avaricioso por naturaleza: trabajar en una ong no es una vacuna contra ello.

Foto: El Mundo

15 Comments:

Wilde said...

Totalmente de acuerdo con cada palabra, has explicado perfectamente el tema, imposible aportar nada. Individualmente a mi me enervan estos detractores de ONG que siempre aprovechan un grano de arena para lanzarse contra un arenal...

Buen post desesperada!!!

Bicos!!!

Una mujer desesperada said...

gracias, wilde, eres un sol.... sé que hay gente que critica mucho a las oenegés, yo creo que la mayoría, al menos, están haciendo algo...

Wilde said...

Mucha gente se escuda en la demagogia para estar todo el día criticando. Atacarlas, atacarnos y atacarlos. Me aburren los que solo viven criticando lo poco o mucho que hacen los demás. Siempre corrigiendo y siempre buscando lo negativo.

Que gran verdad dejo para la historia Van Gal: SIEMPRE NEGATIVO NUNCA POSITIVO!!!!!!!!!!1

¿Por qué se rieron de él desde ese día? Si tenía razón!!!!! (risas)

Más bicos, besos y demás derivados!!! Cómo era en vasco Muxus???...

Kurtz said...

Completamente de acuerdo. No debe demonizarse a todo un colectivo (en este caso las ONGs) por un oar de casos. Yo estoy muy contento de poder colaborar económicamente (poco, todo sea dicho de paso, pues aún no cobro un salario) con Intermón Oxfam y con Unicef.
Saludos.

Jovecovik said...

De acuerdo con vosotros, en las ONG hay gente cutre, cómo hay frikis en la blogosfera o rigalts en el periodismo. Pero también hay gente buena en las ONG, hay gente como nosotros en la blogosfera y en el periodismo están Desesperada y Gabilondo ( y de aquí a nada Kurtz) en un mano a mano progresista, que es el orgullo del rojerío.
Yo sé que no es oro todo lo que reluce, porque he estado en oenegés de manera activa. Pero quiero señalar a la gente de Cáritas, Intermón, Médicos sin Fronteras, AI y otras que están dando el callo cada día de su vida, sin ruidos ni alharacas. Y se merecen un respeto, joder¡¡ Están haciendo ellos mucho más de lo que harán en su vida, todos los de la caterva de agoreros esa del " ya os lo decía yo".
¡ Salud, solidaridad y República!

Una mujer desesperada said...

pues salud y república para todos!!!!

Eloísa said...

No me considero una demonizadora de nada, tampoco de ONG, pero pongo mi confianza en cuarentena ante cualquier entidad o institución, pública o privada, con ánimo de lucro o sin él, que maneje fondos privados o públicos. No es nada personal contra las empresas, sociedades, fundaciones, etc., es mi pasado en el mundo financiero, he visto de tó en toas partes. Ya lo habéis dicho vosotros: hay gente buena y no buena en todas partes. Besos

Una mujer desesperada said...

claro, en eso tienes razón, quienes manejan el dinero no siempre son honrados, lo que quería decir es que aunque siempre va a desaparecer, es mejor que haya gente que haga cosas por los demás que no, no te parece? es increíble cómo es el ser humano, se envilece aun en los sitios menos oportunos, como una ong.

Susana said...

Bueno, partiendo de la base de que hablas de los "detractores" de las oenegés, por lógica buscarán algo malo para poder fundamentar el rechazo hacia estas "empresas", vamos, digo yo, y si escarbas y escarbas tarde o temprano encontrarás algo o alguien a quien señalar, ya que ovejas negras hay en todas partes.

¿El ser humano es avaricioso por naturaleza? no estoy de acuerdo contigo Desesperada. Ya sé que siempre peco de lo mismo, pero aún teniendo mis dudas al respecto (sobre la esencia o naturaleza del ser humano), pienso o prefiero pensar que es una cuestión de tendencia. Puede que el ser humano sí sea egoísta por naturaleza (también tiene una tendencia innata al placer), pero la avaricia digamos que es una prolongación del egoísmo, o eso creo. (me voy del tema, verdad? jajajja lo siento, pero no somos tan malos los seres humanos, joer)

Un saludo

Una mujer desesperada said...

me gusta tu enfoque, susana, en realidad sí, la avaricia es sólo una extensión más del egoísmo... pero es curioso que quienes tienen acceso a dinero acaban corrompiéndose...

Susana said...

Quienes tienen acceso a dinero de cierto nivel o estatus, como un director o alto cargo, o crees que una simple cajera de supermercado (por ejemplo) también?. Porque entonces mi respuesta, claramente, sería que (soy gallega, si) depende de la persona, y no del puesto.

Eloísa said...

Este comentario no tiene nada que ver con el tema, pero es que se me olvidó decirte que gracias por darme a conocer a Little Annie ;-)

Una mujer desesperada said...

está guay, verdad, eloísa? a mi me encantó. y escucha a bonnie prince billy, verás cómo te mola también. bicos...

susana, ja ja ja, eso de la cajera es gracioso, porque yo creo que quien es avaricioso lo será con mucho o poco dinero, no?, depende del acceso que tenga a él, y lo triste es que, hoy por hoy, está más vigilada una cajera de supermercado que un político, ja ja ja ja

Susana said...

ajajajjaja SI, totalmente, por eso lo decía (es que desconozco y no me atrevía a decir que algún alto cargo habrá honrado, jajaja), que no depende del puesto, que depende de la persona.

Buenos días, martes y 13 again, hoy no me apetece ni casarme ni embarcarme, pero porque no me da la gana eh, que no soy supersticiosa (la de sal que he derramado yo..)

Una mujer desesperada said...

pues sí, feliz martes y 13, ja ja ja ja