10 julio 2007

Nieve en Buenos Aires

Foto: La Voz de Galicia

Me llamó la atención la palabra, insólito, llamando la atención sobre la noticia. Es una palabra de moda en ciertos lugares de la blogosfera... y la mejor para definir la nieve que ha caído sobre Buenos Aires. La primera nevada en 80 años. Esto me llevó a pensar en lo curioso que resulta que al otro lado del mundo se abriguen mientras aquí vamos a la playa, y en lo distintos que somos y a la vez tan parecidos, y en que el mundo es en realidad un lugar más pequeño de lo que parece, porque miro la sonrisa de esa chica, sus brazos extendidos, y entiendo, como si estuviese aquí al lado, lo que está sintiendo. Felicidad.

19 Comments:

juan rafael said...

¿Será cosa del cambio climático que nos va a dejar a todos cubiertos hasta la cintura?
Mientras haya alguién que se alegre y se lo tome a bien.
Besos.

pablo gonzalez said...

felicidad y frío

Javier Menéndez Llamazares said...

La nieve es muy chula, y todos nos ponemos muy contentos cuando empiezan a caer los copos.
Pero luego, después de que todo parezca una postal, llega el "lado oscuro": los coches la ensucian, la polución la enturbia... El mundo se hace global para lo bueno, pero también para lo malo.
Joer, qué tristón suena... si yo también quería estar feliz, como la chica de los copos...
Bicos y sobaos!

Wilde said...

La nieve es arte, la nieve en la playa un desorden maravilloso, o no.

Creo que una vez nevó en Vigo ¿no?

¿La chica y nuestra distacia? Espacio y tiempo y tiempo y espacio. Giramos de un punto a otro unos y otros, pero no a la vez.

La foto es maravillosa, pero de repente he dudado. ¿Por qué es maravillosa? por Buenos Aires y su nieve? o por esos brazos y esa sonrisa? ...

El que necesite más tiempo para contestar, ya ha contestado (by Antonio Banderas)

Gran post! plas plas plas

La interrogación said...

Eso mismo le decía ayer a una bloguera de Argentina. Me flipa saber que estamos en estaciones opuestas y que sin embargo, nuestra vida, sigue igual. Pero, repito, me resulta curioso.

Mariano said...

Sí a mí también me parece insólito que nosotros estemos en la playa... Sniff (espera que cierro los ojos y me lo imagino).

vitruvia said...

A mi me ha filpado siempre saber que sus navidades son en la playa, jajajajaja. Insólito.

Viguetana said...

Justo tengo un muy buen amigo viviendo ahora en Buenos Aires y acaba de colgar un post en su blog al respecto (http://chapetclem.skynetblogs.be/post/4735898/nieve).
Me temo que en su caso no es felicidad lo que la nieve le transmite porque se trata de un tipo taaaaaaan mediterráneo que seguro que está temblando cual pollito desplumado. Pobre... :-P

Al said...

La primera impresión climática que tuve cuando me destinaron a Montevideo, fue pasar la fiesta de navidad en pleno verano. Ver a aquellos papás noeles por los comercios y las plazas sudando sin parar bajo un atuendo abrigadísimo. Y luego la cena de nochebuena, al borde de la piscina, pero curiosamente con menu a la española, pues eran emigrantes gallegos los que nos habían invitado. Con 30 grados de calor y una humedad del 80 por ciento, era terrible la coliflor, el besugo y para darle un toque nativo, completarlo con un asado de tira y por supuesto el turron, el mazapán, el vino y el cava.
Menos mal que la cordialidad fue la misma o más
Un beso

Estilografic.art said...

Qué grande es el mundo. Y no me refiero sólo al tamaño, sino sobre todo a su grandiosidad.

Eifonso Lagares said...

No todo es felicidad, van 23 muertos por el frio en Argentina. Siendo Argentina un país con unos recursos naturales que lo harían un país rico muy rico, caemos siempre en la misma historia la riqueza en manos de unos pocos y no llega a todos los que tiene que llegar. Teniendo petróleo como tiene hay problemas de abastecimiento para calefacción. Repsol YPF tiene mucho de culpa. Saludos.

:c-r: said...

hubo una época que hablaba con una chica española que vivía en Australia desde hacía varios años, y resultaba curioso que en agosto estaba currando con la calefacción a todo gas, o resfriada, o me mandaba alguna foto donde se veía con abrigos y bufandas y en diciembre o enero estaba de vacaciones y yo era el de la calefacción, yo no podía salir a la calle porque había ola de frío y ella me decía que me dejaba que se iba a la playa.

Era curioso, menudos piques teníamos y nos dábamos envidia en la época del año que tocase.

Luis said...

En el mundo emocional somos todo siguales, la misma alegria, el mismo miedo...

Jovekovic said...

Qué cosas tienen los argentinos, se nievan en verano...jajajajaja!!!

Deftonia said...

Emulando a wilde, es una sensación sublime :)
Algo parecido sentí yo en Colombia al visitar el Parque Natural de Tayrona...
Besotes!!

Una mujer desesperada said...

ja ja ja pero qué pocos sensibles sois todos a las sonrisas ajenas, ja ja ja ja ja

def, ¡colombia! tengo unas ganas de conocerla!

Kurtz said...

¿No era el cambio climático un invento de los progres?
Ojalá nevase también en Valencia. Echo de menos la nieve desde que dejé Pamplona.
En fin...
Bicos.

MonikaMDQ said...

Esa foto es genial. No sólo por la sonrisa y la felicidad , sino porque esa chica festeja la nieve que nunca en su vida había visto/tocado y que si nunca viaja a los lugares sureños volverá a ver. Hacía 80 años q no nevaba en Buenos Aires como bien pones en el post y eso a mi me dió mucha envidia y alegría tambien
Envidia por ver toda esa gente en las fotos festejando algo que yo tambien quería hacer y estoy a sólo 400 kmts de ahi y aqui se esperaba la misma nevada y no, no nevó!

Pero volviendo a la foto en sí, como dice Luis en el mundo emocional somos todo siguales, la misma alegria, el mismo miedo´ y si, claro q es asi por eso me dió alegría porque en Buenos Aires mi sobrinita de tan solo 3 años pudo hacer muñecos de nieve y fui feliz cuando me lo contaron. s

para vitruvia q dijo¨A mi me ha filpado siempre saber que sus navidades son en la playa, jajajajaja. Insólito´ si si tal cual, yo he "flipado" -alucinado- toda la vida al revés! antes, de niña, no entendía como tanta gente en esa época estaba en invierno y aqui nos moríamos de calor con + de 30 grados. Y lógico, siempre vi raro eso de las navidades con gente del otro lado tan abrigada, a tal punto que sufría mucho de niña viendo al mismísimo Papa Noel con ese sacón y quería q alguna ves (aunque sea una sola) aparezca de mangas cortas y nunca sucedió!!

La parte mala de estas nevadas lo que menciona Eifonso Lagares, no todo es felicidad pues hubo mas de 30 muertos por el frio.

Mientras tanto, deseando que no haya mas muertos yo por aqui sigo esperando mi nevada y asi sacarme una foto como esa =P

Paula Acciarressi said...

HOLA A TODOS, SOY DE ARGENTINA Y LA NIEVE NOS VINO MUY BIEN A TODOS, FUIMOS MUY FELICES, ACA HAY GENTE QUE NO LA CONOCIA Y TUVO LA OPORTUNIDAD DE VERLA Y TOCARLA.
LAS MUERTES FUERON MUCHAS Y ESA ES LA PARTE MAS TRISTE DE TODO ESTO.
CON RESPECTO A LAS NAVIDADES, LAS COSTUMBRES FUERON TRAIDAS DE EUROPA POR NUESTROS ABUELOS Y CONTRA ESO NO SE PUEDE HACER NADA. QUE SE LE VA A HACER IGUAL ME GUSTARIA ESTAR ESTE VERANO EN SU INVIERNO, O ALGO ASI. UN ABRAZO MUY GRANDE . PAULA