26 septiembre 2007

Pesados

Hay una escuela de protocolo (escuché a su director en La Ventana) que ha editado un manual de buen uso del correo electrónico. De las cosas que explicaba, me sentí enormemente identificada con una: la manía de enviar correos pesados. No la soporto. Correos de cinco megas, de siete megas, de tres megas. Quizá a la mayoría no os suceda, pero por mi trabajo recibo una media de cincuenta correos al día, aproximadamente. De esos cincuenta, al menos veinte pesan más de un mega. Y sin necesidad. Fotos, por ejemplo, de tres megas de peso. ¿Es que no saben utilizar photoshop? Mala señal en un gabinete de prensa. Aunque claro, peor señal es, sin duda, que envíen la info a la cañona, sin usar esa práctica posibilidad de enviar el correo sin revelar los destinatarios. Es decir, cada vez que recibo notas de prensa de las distintas Consellerías de la Xunta me envían las direcciones de correo electrónico de toda la prensa gallega. Esto seguramente vulnere la Ley de Protección de Datos, además de ser enormemente estúpido: el valor de un jefe de prensa suele depender directamente de su agenda, si la envías completa en cada correo, su valor desaparece.

Quizá no es tan estúpido enseñar a usar el correo electrónico.

21 Comments:

Clandestino said...

Totalmente de acuerdo. Y en todos los ámbitos, profesionales y no. Hay cosas que aunque no lo parezca, conviene enseñar a utilizar.

Mariano said...

Desesperada, desde luego que no es una estupidez enseñar a utilizar el correo electrónico. A mí me parece una magnífica idea que ya he hablado a menudo con amigos. Y no sólo por la parte que cuentas de la pesadez megabáitica y lo de los correos ocultos, sino por el mismo texto. Es un medio de comunicación demasiado potente e instantáneo, y hay gente que manda auténticas barbaridades y luego se arrepiente. Me refiero a temas de trabajo, claro está.
Besitos/azos.

winfried said...

Es que poca gente utiliza winzip para compactar los attachments. Sea por pereza o por no saber utilizarlos.

Y en los Mac, muchos graphic designers y periodistas lo utilizan aqui en USA, es todavia mas facil compactarlos.

A mi lo que me fastidia es RECIBIR TODO UN EMAIL CON LETRAS MAYUSCULAS...

tootles said...

a mi lo que me jode, ademas de mandarme todos los destinatarios del mundo es que se me bloquea la mierda del outlook con tanto video.. me han mandado al menos 6 veces ya el de los viejos montandoselo en el Boccatta.. vaya tela

Bito said...

Yo lo uso para lo justito, y lo justito equivale a que ni siquiera me escribo con los colegas... me aburren las cartas por email, para mí no es más que una herramienta de mensajería rápida, como los telegramas de antaño pero mucho más sofisticado. Y sí, tienes razón, los emails que pesan joden mucho. Bastante.

Un saludo,

SallanWorld said...

Por un módico precio, estoy dispuesto a dar una conferencia en la Sociedad Nacional de Jefes de Prensa (o como se llame la institución) con el título: "Las herramientas del correo electrónico: qué demonios significa CCo y cómo puede ayudar a mejorar tu actividad profesional".

Eso sí: viaje pagado y estancia en hotel de cuatro estrellas. Si puede ser, NH o AC...

James Joyce said...

Sin duda, no es tan estúpido. Yo nunca me había planteado lo de las direcciones que otros ven hasta que alguien me dijo lo de enviar con copia oculta. Pero a nivel profesional quizás sí que sea importante.

Lucía said...

Es que realmente hay muchas herramientas que la gente no sabe usar y ni se preocupa en aprender.
Pero tienes razón en que quizás en tu profesión se deberían esforzar un poquito más.

lo sapevo said...

Que suerte tienes que te envien correos a la cañona, es decir que quien te envía mails no utilice CCO...
igual te puedes sacar un sobresueldo

Viguetana said...

¡Para nada es estúpido enseñarlo! En el mundo empresarial, el hecho de mandar correos sin ocultar las direcciones de los destinatarios puede ser visto como un acto delicitivo por revelar datos confidenciales. Y pueden despacharte por eso.
(Y hablo con conocimiento de causa.)

banderas said...

Yo no tengo ese problema de los correos pesados, gracias a que en mi trabajo no preciso que me manden fotografías ni nada parecido, pero reconozco que la costumbre de reenviar a todo hijo de vecina los correos con la cadena completa o un correo multitudinario de esos sin ocultar destinatarios es de una falta de todo... empezando por el "sentido común" que, a lo que se ve, falta totalmente. Así nos luce el pelo, en general...

... estaba pensando en la expresión "Jefes de Gabinete" y me entró la risa floja... ¡¡qué triste es llegar a poner cara y nombre a mucha de esa gente!!!

pablo gonzalez said...

Hola, Desesperada.

Me escapo para leerte un rato y, como casi siempre, me siento identificado. Hace unos años tenía una de aquellas conexiones a internet baratas. Desde la federación de vecinos me enviaban información hasta que les pedí que no lo hicieran. Cada vez que salían en prensa alguien escaneaba la imagen del periódico y la enviaba, dejándome colgado durante veinte minutos.

De la gente que no sabe ocultar sus direcciones, pues qué voy a decir. Que tengo la de diputados, senadores, concejales, periodistas, (¿quizás la tuya?), etc. a los que no conozco. Quizás algún día yo mismo les ofrezca viagra.

Un saludo.

Kurtz said...

Deberían enseñar a utilizar todo, porque hay cada elemento suelto por ahí...
Saludos.

Marcos said...

Eso demuestra una vez más, que las personas más ignorantes e incompetentes ocupan los puestos de mayor responsabilidad

vitruvia said...

Vale, yo soy de las que no me entero de nada de lo que se habla aquí, jajajaj, he leido en los coments palabras rarisisísimas.
Pero creo intuir de lo que hablais, y yo me sé la dirección hasta del presi de nuestra querida Xunta, y por duplicado además. Una, que tiene sus contactos, jajajajaja.
En serio, una jodienda.

Estilografic.art said...

Eso es porque somos muy mayores (algunos más que otros). Las nuevas generaciones se incorporarán al mercado laborar bien instruidos. O eso espero.

Jovekovic said...

Si se pusieran en práctica tus propuestas, yo no tendría que enviarle correos a mi jefa ( y mucho menos a su marido)
En fin, que todo es mentira, como diría el doctor.

juan rafael said...

A mi no me quiere nadie, así que no tengo esos problemas. ¡sniffff!

Desesperada said...

estili, no estoy del todo de acuerdo. yo uso el correo electrónico desde 1996, así que no creo que sea un problema de formación. es que, al menos en mi profesión, contratan gente que no tiene ni PIIII idea.... por ejemplo, envían notas de prensa en plantillas con logos que pesan dos megas... ja ja ja

bicos a todos, me he sentido menos sola en mi cruzada...

La interrogación said...

Pues probablemente no sea tan estúpido porque algo tan sencillo como lo que has dicho de publicar los datos de terceros, aunque sean correos electrónicos si puede ser delito.

MonikaMDQ said...

Me parece perfecto que se haya editado ese manual, asi la gente que como no enviar un correo-e sepa "las leyes".
Y los envíos pesados, es un sufrimiento de muchos. Todavía me sorprendo de la gente que no sabe que mandarte una pps de 2 megas te deja bloqueada la bandeja y encima para mandarte fotos del barco jamaiquino mas grande del mundo!!

El año pasado me armé de una diplomacia extra y le dije a un tio que por favor no me mandara mas este tipo de cosas y encima se enojó ¡él! jajaja

Ni hablar de los que mandan cadenas a un montón de personas, cosa horrible, que sirve para que luego extraigan tu mail y alguien te envíe spam y mas spam....
besos niña!