09 agosto 2007

Familia



Quizá a Lewis Hamilton no le importa. Seguro que a ese malcriado le encanta que su padre y su hermano se estén haciendo famosos bajo su estela de enfant terrible de la fórmula uno. Es lo que tiene ser inglés, que si tu padre hace el ridículo tú dices que es un padre fantástico y todo el mundo se calla. Imagínense que la Pantoja hubiese sido inglesa. Pues nadie habría hecho chistes a costa de su madre, que viajaba con ella en todos sus bolos, ni a nadie le parecería raro que apareciese en todas las fotos con su hija. Pero claro, la Pantoja es hortera y tonadillera, y Hamilton es el nuevo descubrimiento de uno de los deportes que más dinero mueven en el planeta. Su padre me recordó tenebrosamente al de las Williams, ¿recuerdan?, las hermanas tenistas que no tuvieron infancia porque su padre las encadenó a la pista para convertirlas en campeonas. Tuvo un gran éxito, hasta consiguió que la gente dijese que estaban buenas aunque para mí nunca dejaron de ser dos macholas vestidas de marca. Pensaba en ellas ayer, mientras me aburría una vez más viendo jugar al Celta en Balaídos, y reparé en que la mayoría de los futbolistas, a pesar de que son bastante feos, fornican a placer, y esto me llevó a pensar que los británicos que hacen experimentos para ver qué tipo de hombre gusta a la mayoría de las mujeres olvidaron anotar en ellas la cifra del sueldo de los especímenes a estudiar. No sé cómo he llegado del padre de Hamilton al dinero así, sin darme cuenta, pero seguro que alguna relación hay.

47 Comments:

Wilde said...

Lo que más me jode de todo esto, Hamilton odioso aparte, es que estas mujeres que se tiran a futbolistas cual deporte más, se tengan por mujeres de bien. Quizás la prostitución no esté en el lugar que todos y todas pensamos, porque eso si que es ser puta, no lo otro. Más claro, agua, ¿no?

Salud!

Anónimo said...

Me enseñaron que lograr dinero es lograr éxito social,trinufar profesionalmente es hacerlo tambien en el nivel personal. Me satisface mejorar en estos aspectos y considero un éxito el lograr un trabajo nuevo en el que me pagan mejor. Con el dinero me saco los granos, me alimento mejor, compro ropa que me sienta bien y asistencia médica de primera, y si tengo el suficiente hasta puedo comprar tiempo para disfrutarlo.

si hay gente que se arrima a donde hay dinero, pues perfecto. Lo único que lamento es no tener el suficiente para hacer ese viaje con el que sonreiría más, comprar una casa más grande donde me quepan todos los libros y pagar una conexión a internet más rápida.

¿por qué es peor arrimarse al dinero que hacerlo a la inteligencia o al éxito creativo? Todo indica realización y satisfacción personal en la misma medida

Cuiña pasó de ser un pulgoso descalzo (según reconocía él) a tener la elegancia política de decir que él también era "Nunca Máis" en plena crisis del Prestige. Saramago cuando ganó lo suficiente pudo aprender a leer y más tarde dejar su trabajo para unicamente escribir y ganar el Nobel.

si hay personas que no son capaces de ir más allá de lo que le repiten todos los días no creo que haya que estigmatizarlas.

Pd.: "¿macholas vestidas de marca?"? ¿y qué decir de la infanta Elena y su elegancia reconocida por todo el mundo, por ejemplo?

Una mujer desesperada said...

huy anónimo, para empezar me gusta la gente que da su nombre, me resulta desagradable polemizar con gente anónima. en fin... te diré que lees poco este blog si tu argumento para defender a las williams es la infanta elena, joder joder, aquí la mayoría somos republicanos, imaginarás lo que pensamos de la infanta elena.

y si a ti te parece bien hacer cualquier cosa por ganar dinero, ya te digo que no tenemos demasiado en común, así que no sufras visitando mi blog.

comparar al padre de hamilton con saramago me parece de un atrevido supino, saramago ha ganado dinero con su talento, el padre de hamilton no. sigo creyendo que uno debe conseguir las cosas por sí mismo, no por arrimarse a los árboles adecuados. en cuanto a cuiña, espero que sea la última vez que se cita aquí, me parece un personaje horrendo.

seguramente a ti te irá muchísimo mejor que a mí en la vida, eso está claro. se nota que eres del grupo adecuado.

Claudia said...

Puf...empieza el debate...tengo calor y estoy cansada.
Anónimo: nadie cuestiona que sea mejor o peor arrimarse al dinero que a la inteligencia o al éxito creativo...(aunque no entiendo por qué separas estas cosas...)

Claudia said...

Puf...empieza el debate...tengo calor y estoy cansada.
Anónimo: nadie cuestiona que sea mejor o peor arrimarse al dinero que a la inteligencia o al éxito creativo...(aunque no entiendo por qué separas estas cosas...)

claudia said...

Perdona por darle dos veces...

La interrogación said...

Ostras... iba a decir algo super inteligente (Jaaja) pero lo del Anónimo me ha desviado de mi trayectoria.
Anda que manda huevos, comparar a Saramago con un gilipollas redomado.

Está claro que a todo el mundo le gusta el dinero pero hay personas en este mundo que prostituyen su vida, su cabeza y su inteligencia en pos de él, por tanto, no me merecen ningún respeto.

En fin, ¿Infanta Elena? Sin palabras.

Anónimo said...

Mujer Desesperada, siento firmar como anónimo, pero no creo que oculte más mi identidad que tu alias, dicho sea sin acritud. Si te resulta más cómodo, puedes referirte a mi como prefieras. "Halcón milenario", "Peseta rubia" o algo así, no creo que sea importante.

No sufro visitando tu blog, más bien al contrario, así que, si no te parece mal, lo seguiré haciendo, aunque el participar directamente me lo pensaré en otra ocasión, vista tu reacción.

Cuando hago las comparaciones tan chirriantes lo único que pretendo es resaltar que todos ellos han ganado mucho dinero con su trabajo (probablemente no legítimo en el caso de Cuiña, pero bueno), probablemente satisfacción personal y reconocimento social. Y todas estas cosas son atractivas, tanto a hombres como a mujeres. ¿Es importante acaso el modo en que se traduce ese trabajo? Pregúnteselo a un parado que rechaza un puesto de trabajo porque prefiere cobrar el subsidio (cosa legítima, por otra parte) o al empresario que despide a trabajadores en la Europa occidental para crear riqueza y desarrollo en la Europa del Este.

No creo que sea tan inocente estigmatizar a alguien que sabe lo que quiere y no hace daño buscándolo. Aunque a lo mejor si hablamos de sexo, pues como es pecado, las cosas son diferentes. O quizás los futbolistas a los que te refieres, como son hombres, se ven engañados por mujeres melífluas que se aprovechan de sus incontrolables hormonas.

No pretendo polemizar, sólo opinar, ya que me ofreces esta oportunidad.

Un abrazo amistoso.

Una mujer desesperada said...

claudia, no pasa nada, si quieres borra una de las repeticiones.

inte, está claro que a todos nos gusta el dinero, yo, de hecho, siempre digo que he nacido para ser rica! pero, desde luego, no intentaría conseguirlo follándome a un futbolista!

Anónimo said...

Por cierto, especto a la Infanta Elena, puedes cambiarla por cualquier otra persona. Alguna ministra del gobierno español, o alguna política del partido de la oposición con título de marquesa, por ejemplo.

Claudia, no separo esos elementos que mencionas, por eso me cuestiono el que sea malo trabajar para lograr dinero, o que el tenerlo sea algo atractivo.

Interrogación, ¿es peor prostituirse por dinero que por creatividad, que por cultura, que por amor o por tener amigos? Mi alma es mía y le pongo el precio que estimo oportuna. Si la de otros vale más, pues bien.

Casshern25 said...

No son putas wilde, llamarlas así es un insulto para las prostitutas.

Makelele o Thuram son franceses y el chico que vende cd's un negro de mierda. Asi es su visión del mundo. Se acercan a por la pasta... aunque algunas tienen carrera en el CEU san Pablo... alli no piden nota... y su objetivo es dar caza a un nuevo rico que va lleno de oro y no sabe ni de donde viene.

Respecto a los padres tipo Hamilton & William's mmm son unos cretinos cerdos de mierda.

Andrómena said...

Una vez ví una fotografía en la que varios futbolistas holandeses del barcelona posaban con sus mujeres. Todas eran rubísimas, ceñidas, exuberantes y tenían la misma cara de aburrimiento: todas parecían la misma mujer. Uno de los futbolistas era reiziger.

Supongo que ese tipo de cosas confirman tu teoría.

Saludos

Una mujer desesperada said...

querido anónimo, la gente como tú me hace mucha gracia. venís, decís lo que os apetece y cuando se os responde, creo que educadamente, o al menos en similar tono al usado por vosotros, decís: "no volveré a opinar, vista tu reacción". o sea, ¿tú puedes hablarme como quieres y yo a ti debo hacerte la pelota? en este blog se discute acaloradamente, casi cada día. sin embargo, cuando alguien que nunca ha aparecido ni comentado llega a la cañona dando caña suelo tomarlo por un troll, con los que no soy en absoluto agradable, si ese no es tu caso, puedes seguir comentando cuando desees, siempre que sea con educación, no sé en qué te he faltado yo al respeto a ti, la verdad.

Susana said...

Claudia, ¿nadie cuestiona que sea mejor o peor arrimarse al dinero que a la inteligencia? no, sólo llaman putas a las que se arriman al dinero.. (si no he entendido mal)

De todas maneras, yo distinguiría entre mejorar económicamente uno mismo y arrimarse a quien mejora..

Aún así, sigo pensando que no sé de qué os extrañais pues eso siempre ha sido así, empezando por los padres que quieren ver a su hij@ con una pareja con posibles, antes que con un/a muert@ de hambre, o cambiando la expresión, mejor un ingeniero, que un viva la vida, o ... etc (y esto a nivel de lo más normalito, sin entrar en los que ganan millones)

Una mujer desesperada said...

anónimo, no vi tu tercer comentario: no pienso buscar un intercambio a la infanta elena, las listas de elegantes me resultan totalmente gilipollas.

casshern, muy gráfico, como siempre, pienso exactamente igual, la doble moral es la ostia, es como rechazar a los inmigrantes árabes por sistema y pelotear a los jeques, no? pero creo que wilde quería resaltar precisamente eso, que son más putas o putos esas personas, aunque la sociedad las acepta, no?

andrómeda, es cierto que son todas iguales, y esto confirma mi teoría... creo.

susana, lo siento pero yo sí me extraño, porque nunca en toda mi vida he juzgado a nadie por lo que posee. pero es cierto que nuestra sociedad es así. pero, ¿significa esto que debemos aceptarla sin más? leyendo a anónimo, por ejemplo, no me queda más remedio que aceptar que hay gente que cree que tener más dinero es un objetivo existencial. pero yo veo el mundo de otro modo, desde luego.

y, aclaro, a mí no me parece lo mismo admirar la inteligencia o el talento que el dinero, vamos, pero para nada.

soy el anónimo said...

Mujer Desesperada, gracias por no considerarme un troll. Creo que llevar la contraria utilizando argumentos (más o menos elaborados) no me convierte en uno y me alegra saber que piensas lo mismo. Respeto a lo de comentar o no, lo dije por una impresión. Dijiste que te resultaba desagradable polemizar conmigo (gente anónima), que no tengo que sufrir visitando tu blog (me pareció una invitación a abandonarlo), que soy de un atrevido supino y que esperas que sea la última vez que se menciona al político C...

Supongo que fui demasiado susceptible y, por mi parte, me disculpo. En cualquier caso, te recuerdo que la mejor manera de sacarse de encima un troll es no respondiéndole. Un tocapelotas como yo es distinto, puedes deshacerte de mi con argumentos. Me gustan los debates acalorados que se montan en este blog. Buscaré un alias.

Susana, decir que puta es la que se arrima al dinero (independientemente del medio) me parece un poco machista. ¿qué diremos de un hombre que haga lo mismo? Socialmente tiene otros nombres: triunfador, afortunado, etc. Por cierto, un hombre con dinero y soltero está condenado a la soledad o a no hacer nunca pública su relación o a unirse con una persona que no destaque jamás. Si no, ya sabemos lo que le toca a su pareja.

mortero said...

¿cuál es el trauma de este tipo de padre?, el dinero algo tendrá que ver pero yo creo que tiene que tener un nombre este tipo de enfermedad mental, no solo este caso el de las williams que nos pilla un poco lejos, ahi tenemos la recientemente retirada arantxa y su madre, y que me dices de la madre de la pantoja, la margarita seisdedos..., quién no ha practicado un deporte y observar a algún padre perdiendo los papeles desde el graderío..., aunque parezcan mas cutres yo creo que estan todos en el mismo saco, pues lo dicho a ver si hay algún profesional por ahi.... que el tema me interesa muchísimo...:P

mismilcosas said...

Un libo de mis polaroids...? nadie compra eso!! jejeje pero mil gracias por tus elogios!!

Sigo siendo adicto a tu blog :P

Muas muas

Una mujer desesperada said...

a ver, anónimo, cuando me refería a que no me gusta polemizar con anónimos me refería exactamente a esto. aquí todos tienen alias, sabemos más o menos quiénes somos, me refería a eso, evidentemente no a que nos des tu DNI! no quiero saber quién eres en realidad, pero normalmente los anónimos son trolls, de ahí mi desconfianza, no soporto a los trolls. en cuanto a responder, siempre respondo la primera vez, a veces me equivoco y el supuesto troll no lo es, me gusta dar una oportunidad a la gente, por eso te invitaría a no ser tan bruto y llegar a un blog donde no te conocen a polemizar a lo bestia, si hubieses saludado, simplemente, no hubieses parecido tan borde.

respecto a lo de que no nombres a C, te lo agradecería, es un tipo al que no soporto, por eso te lo dije, no con afán censurador, pero si quieres hablar de él mal puedes hacerlo, pensé que estabas poniéndolo como ejemplo, de ahí mi comentario.

lo de invitarte educadamente a abandonar el blog si sufres en él no es borde, de hecho lo repito, a mí me encanta el debate, pero como por tu primer comentario me dio la impresión de que te caía como el culo, por eso te lo dije, si no te gusta como soy, no tiene sentido visitar un blog tan personal! si te lo pasas bien aquí, eres bienvenido. normalmente discutimos bastante, así que veo que estarás en tu salsa.

respecto a la palabra puta, observarás que yo dije puta o puto. no hago distinciones en ese sentido, el padre de hamilton me repugna igual que la tipa que se folla a reitziger. creo que futbolistas como él seguirían siendo vírgenes si no hubiesen sido futbolistas. lo que no entiendo es cómo te puede parecer bien que alguien haga cosas así por dinero, poder o estatus, de verdad.

siento el ladrillazo.

Una mujer desesperada said...

mortero, estoy completamente de acuerdo contigo, lo de estos padres no puede ser sólo una cuestión de dinero. es como esos padres que se empeñan en que sus hijos sean modelos publicitarios, vi hace tiempo un reportaje acojonante, llegaban a provocar verdaderos traumas en sus hijos!

mis mil cosas, a mí me encantan tus polaroids, me parecen de lo más espontáneas y dicen mucho de quienes fotografías, pero también de ti!

mgqeaol said...

Muy bueno tu post niña, muy bueno. Yo también a veces enlazo unas cosas con las otras hasta acabar hablando de algo que en principio no tiene nada que ver (creo que con menos gracia que tu, jaja).
Al final el dinero está relacionado con todo...
Besitos

wen said...

Anda que menudo debate sesudo XD
En cuanto a lo de los futbolistas feos, y puesto que ya casi todo el mundo sabe que le tengo un ODIO indescriptible al futbol... hoy cambiaré de tercio diciendo que hay futbolistas muy guapos, como Henry, Giuli, ehm... y encuanto a los de F1, que tb la ODIO está el bombonazo de Jenson Button, que un día igual hasta hago un post sobre él.
Yo intento no juzgar mucho los actos de las personas, si se acuestan con alguien por dinero es SU problema, y no repercute en nada a los demás ni nos interesa.
Al menos a mi me la sopla la verdad.
XD

Susana said...

Desesperada como acabas de decir, tanto tú como yo sabemos que la sociedad es así, pero desde el momento en que nosotras no seguimos esa pauta de comportamiento, ya no lo aceptamos, o eso creo yo.

Anónimo en primer lugar yo no le llamo "puta" a nadie, en ningún caso, y desde luego que es machista.
Si lees mi comentario, no hice distinción entre hombres y mujeres.. y si no quedó claro, te lo digo aquí.

Una mujer desesperada said...

susana, ya sé que tú eres diferente, pero me sorprende que mucha gente vea normales e incluso justificables estos comportamientos!

mgqeaol, muchas gracias!

wen, la verdad es que este debate no me parece sesudo, ja ja ja, pero de todos modos discrepo en que te den igual las actitudes de ciertas personas. al final sí nos joden a todos, creando esta sociedad de mierda en la que vivimos, ¿no crees?

Mariano said...

Desesperada, eres única hilando comentarios.
Yo trabajé durante una época con padres de deportistas y deportistas. Y eran deportistas amateur y sin posibilidades de hacer carrera. Vi cada cosa... Así que me puedo imaginar perfectamente lo que se vive en el entorno de Hamilton.
Y del partido de ayer, me quedé dormido viéndolo. No te digo más.

Una mujer desesperada said...

mariano, yo no me dormí porque estaba en el campo, que si no...

Claudia said...

Seguro que os acordais de aquel padre-bestia de la nadadora rusa (creo que era) zurrándola después de la competición porque no había ganado. Muy fuerte. Dictaron una orden de alejamiento...y es que el dinero es como el anillo del Señor...atrae a los cuervos y a los trolls...

leo said...

Muchos padres proyectan sus frustaciones sobre los hijos, y pretenden que sean estos quienes logren todas las cosas que ellos no pudieron. Sin atender a nada más.
Que tenga éxito en algo tu hijo debe ser como si lo tuviera uno mismo, no sé, como no soy madre... Y cuando fracasan?

Genial lo de las Williams: viva estampa de aquello de que "aunque la mona se vista de seda..." Y Hamilton e hijo de "De tal palo..."
Qué rico es el castellano.
Un abrazote.

Una mujer desesperada said...

claudia, lo recuerdo perfectamente, menudo cenutrio, por favor...

leo, ja ja ja, me mola que compartas mi visión sobre las williams, es que jamás pude entender cómo se las tachaba de cachondas, de verdad!

mortero said...

pues te diré... porque juntas tienen su morbillo...:P

Una mujer desesperada said...

ja ja ja ja mortero, a mí no me engañas, a ti te vale cualquiera, siempre que sean ¡dos juntas! ja ja ja ja

oye, estás hoy muy comentarista. te vienes a la playa a las dos conmigo?

mortero said...

paso de la playa hoy, me voy de terracitas de tarde con el niño peruano y el pequeñito de "Érase una vez... el hombre",además a lo peor, me sacas una foto de mis pies, jajaja, lo bien que lo deben de estar pasando hoy los fetichistas, pero para mi gusto faltó tacón de aguja y uniforme de enfermera...si es que estoy aqui todo aburrido en la biblioteca...:P

Una mujer desesperada said...

ja ja ja ja, imagina que me pongo el traje de enfermera, dios, entro en el ranking porno, ja ja ja

quién es el pequeñito de érase una vez... no caigo...

Anónimo said...

Susana, siento no haber entendido bien tu comentario. Mis modales de comentador no están muy afinados.

Por lo que he entendido del debate el éxito profesional legítimo se debe lograr sin sexo ni familia.

¿El esfuerzo es el mejor medio? ¿puede entenderse como esfuerzo el explotar al máximo las capacidades de tu hijo o el acostarte con alguien mejor que tú?

Como conclusión comparto que el éxito del padre de las Wiliams en cuanto a su vestimenta no ha sido muy logrado.

Susana said...

Anónimo Personalmente no he visto malos modales por tu parte en ningún momento, simplemente algo de controversia y punto, y creo que tienes derecho a pensar y opinar como quieras desde la educación y el respeto, como creo que ha sido.

Sobre si el esfuerzo personal es el mejor y más legítimo medio para lograr el éxito profesional o el dinero, quizá sea un ingenuo ideal, a sabiendas de qué manera se mueve el mundo (materialismo y apariencias)..

No entendí tu frase: "si hay personas que no son capaces de ir más allá de lo que le repiten todos los días no creo que haya que estigmatizarlas"

Creo que lo mejor sería que publicases con un nombre o un alias a partir de ahora (ya que creí entender que es posible que vuelvas a hacerlo), para poder identificarte :)

Viguetana said...

El dinero y el poder siempre han añadido sex-appeal a aquellos y aquellos que lo acumulan y/o lo ostentan. Nada nuevo bajo el sol (aunque yo no lo comparta ni lo entienda).
En cuanto a lo de arrimar el hombro a quien toque para sacar tajada... Pues eso. Para mí es falta de amor propio y algo típico de gente miserable.
En cuanto a lo de los padres que explotan a sus hijos... uf, de eso ya hablamos en otro post. Demasiados padres con traumas que proyectan todas sus frustraciones sobres los hijos, con lo cual los adulan y los malcrían o los zurran y les destrozan la vida.
En fin, que lo "sano" a mi entender, es querer cubrir las necesidades básicas de la vida mediante el propio esfuerzo y progresar como persona.
Y otra muy distinta, venderse por el vil metal... cuando, además, te sobra.

Jano said...

Vive de tus padres hasta que puedas vivir de tus hijos. Eso pensó el padre de Hamilton... y le ha salío bien al jodío.

Jovekovic said...

Hola a todos, no entro en polémicas con el señor Anónimo porque me lo he pasado muy bien esta mañana en el blog/chat que se ha montado en torno a unos pies de alguien, y después me he pegado una paella de puta madre en el puerto. Acabo de llegar a casa más gordo que esta mañana jajajajaja!!
La pasta atrae como la miel a las moscas, pero es que los detonantes sexuales son, casi siempre, factores superficiales: dinero, belleza, poder, estatus social, etc. Esto es así, y será muy difícil cambiarlo.
No entiendo que pinta el pobre Saramago por aquí, y mucho menos la infanta Elena ( salvo que sea para constatar que Don Jaime el Esnifador, sólo se fija en la belleza interior jajaja!!)

Una mujer desesperada said...

anónimo, sí, ponte un alias, plis, es que si no discutir contigo es más aburrido, ja ja ja ja

en cuanto a que el éxito se debe lograr sin sexo ni familia, pues yo, personalmente, creo que hay unos límites. seguro que el padre de nadal vive de puta madre, seguro, pero no se planta todas las carreras en el paddock o cómo se diga a hacerse notar, entiendes? hay que saber estar, dejar que tu hijo, que es el verdadero protagonista, sea el protagonista. en cuanto a aprovecharte de él, a mí me parece horrible, si a ti no pues lo respeto, pero permíteme que lo discuta al menos. ahora, lo de conseguir algo follando, sinceramente, eso no lo soporto, como mujer siempre he odiado a las tías que hacen eso. creo firmemente que por culpa de ellas sigue existiendo el machismo.

viguetana, contigo, como casi siempre, de acuerdo al cien por cien, je je je

Una mujer desesperada said...

jano, no te había leído! tu frase la dice mucho mi hermano mortero, ja ja ja ja, aunque espero que sea de coña!

Roberto said...

Esto de la Fórmula 1 lo que es es una Macrocasa de Putas, literalmente y ni más ni menos, pagas por joder, o, en este caso otros pagan para que te jodan.

Alonso nunca me calló bien, le falta humildad, pero Hamilton menos, le faltan todas las virtudes y le sobra la ambición.

Saludos.

Casshern25 said...

De tu entrada y de todos los comentarios me ha salido una entrada... uno empieza en Roma y termina en Cuenca.

Saludos

meri_ said...

Jajajajaja!!! Totalmente de acuerdo con Roberto

Además hay una cosa que no entiendo de toda esta pasión que despierta el acumular fondo monetario. Todo el mundo quiere mas. Da igual que ya tengas lo suficiente para vivir perfectamente bien el resto de tu vida..siempre quieren mas y mas..

Y de verdad creeis que son más felices que yo o cualquiera de vosotros?? La felicidad nunca se puede basar en el dinero. A uno lo que le hace feliz es tener tiempo para vivir fuera de las obligaciones,tiempo para dedicar a las personas quieres y realizar actividades que compatibilice tu crecimiento profesional y personal. Ni mas ni menos..y quien base su felicidad en el dinero tiene una carencia interior muy grande. Con todo el dinero que les sobra a muchos, se podría resolver la vida y felicidad de muchos que si necesitan ese dinero para tener una vida digna.

Saludos!

La mujer justa said...

pues me voy a leerla, casshern, je je

hola roberto! bienvenido de nuevo!

Una mujer desesperada said...

meri, yo tampoco creo que sean más felices... un bico-

ah, la mujer justa soy yo también...

comentarista anteriormente conocido como anónimo (cacca) said...

Soy el "anónimo". Susana, gracias por tus palabras. En cuanto a lo que mencionas, me refería a que el éxito se valora por encima de todo (a nadie le parece raro que se renuncie a la familia por el trabajo, por ejemplo), como valor máximo. Los medios para lograrlo, la competencia, el uso del sexo (en los medios de comunicación) o de temas morbosos hasta el extremo están aceptados como algo normal. Y puesto que la "normalidad" es sinónimo de legítimidad, el simple hecho de cuestionarlo es una "anormalidad".

Quien aprende o asume estos principios no puede ser estigmatizado como un pervertido o un asqueroso, puesto que, como alguien dijo los éxitos de mis hijos son los míos, o como digo yo, tienes que usar todas las "armas" a tu alcance. Una vez has logrado el resultado, que vengan a ponerte a parir, que da lo mismo.

Los límites son siempre difusos y los que están al otro lado probablemente estén más cerca de nuestros principios morales inquebrantables de lo que pensamos. Desde luego estigmatizarlos no es el primer paso del que defiende una moralidad como base de su propio funcionamiento.

"Vil metal", "venderse", "usar a los demás". No es tan malo cuando nos referimeos a lo que le sonreimos al jefe o al cliente, pero sí cuando hablamos de sexo. ¿No es un poco pacato?

Una mujer desesperada said...

hola cacca, ves, así es más fácil, je je je

y lo siento, pero no puedo estar de acuerdo contigo. yo intento vivir basándome en mi modo de pensar. he dejado varios trabajos precisamente porque me exigían renunciar a algunos de mis principios, así que, al menos en mi caso, te aseguro que no puedes tacharme de venderme de ningún modo.

no me parece, en todo caso, comparable sonreír a un cliente con follarte a tu jefe para ascender, me sigue pareciendo una argumentación poco válida. que la sociedad funcione como funciona es una cosa, ahora, que nosotros tengamos que aceptarlo es otra.